¿Qué son los aceites esenciales?

Posted on

Los aceites esenciales son substancias volátiles (que se evaporan fácilmente) no grasas, secretadas por las plantas aromáticas. Están constituidos por una compleja mezcla de moléculas orgánicas aromáticas. Se dice que una planta es aromática cuando contiene moléculas aromáticas, elaboradas a partir de azúcares procedentes de la fotosíntesis, dando a la planta un perfume particular.

Alambique para destilación de aceites esenciales.

En aromaterapia, se dice que una planta es aromática si contiene suficientes moléculas aromáticas para poder extraerlas y hacer aceite esencial. A estas moléculas se les da el nombre de “esencia”: es el perfume de la planta, un verdadero concentrado. El aceite esencial puede ser extraido de diferentes partes de una planta aromática: hojas, flores, corteza, madera, semillas, bayas, frutos, bulbo, raices, etc. Raramente se emplea la planta entera. Las propiedades de un aceite esencial dependerán de la parte de la planta que sea destilada. Por ejemplo, el aceite esencial de la corteza de la canela no tiene las mismas propiedades que el obtenido a partir de las hojas de la canela y no llevará el mismo nombre.

Los aceites esenciales son líquidos. Son oleosos, pero no en el sentido que conocemos habitualmente, como por ejemplo, el aceite de oliva. No son grasos, pues se evaporan cuando se dejan en un frasco abierto.

Alambique antiguo para la destilación de aceites esenciales.

Cada aceite esencial es único. Cada uno posee su olor y sus características específicas. En general, son de color amarillo y más ligeros que el agua ya que no se mezclan con la misma. Al contrario, se mezclan con el alcohol y con ciertos disolventes.

Los aceites esenciales permiten sobrevivir a la planta. Proporcionan un sistema de protección contra el sol, los mosquitos y las enfermedades. También atraen a los insectos polinizadores. Si los aceites esenciales son eficaces para nosotros, es porque antes lo han sido para las plantas aromáticas que los contenían.

Los aceites esenciales son muy complejos. Poseen más de 200 substancias activas diferentes: alcoholes, éter, acetatos, fenoles, acetonas, terpenos, etc. Es el conjunto de todos ellos que proporciona sus propiedades al aceite esencial. Lo más destacable es que son extremadamente antiinfecciosas, antisépticas y antivirales. Son la alternativa a los antibióticos. Sus capacidades curativas cubren una extensa área: antidolor, cicatrizantes, antihemorrágicas, hormonales, para el aparato digestivo, contra las infecciones y un largo etcétera.

GD Star Rating
loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*